Descubren novedosos detalles arquitectónicos en la Alhambra

Se han detectado deformaciones geométricas en el diseño original nazarí, identificando piezas hasta ahora desconocidas 

El Patio de los Leones, en la Alhambra de Granada, ha revelado una sorpresa desconocida hasta la fecha: unos novedosos detalles de mocárabes en los templetes que no se habían hallado hasta la fecha. 

Los mocárabes, o muqarnas, son uno los más singulares episodios arquitectónicos de la Alhambra nazarí y del arte islámico medieval en general por su sofisticada construcción geométrica tridimensional. 

Se trata de un elemento decorativo, a base de yeso o madera, que forma prismas yuxtapuestos y colgantes que parecen estalactitas sueltas o arracimadas. 

Solución decorativa 

Estos prismas se agrupan generando una gran diversidad de configuraciones espaciales, adaptando su composición a situaciones arquitectónicas muy diversas en cornisas, arcos, capiteles y bóvedas. 

«Por primera vez se documentan y se analizan pormenores que hasta ahora eran prácticamente desconocidos en la bibliografía científica» 

Alcanzaron gran virtuosismo durante el reinado de Muhammad V (1354-1359 y 1362-1391) en el que se acometieron obras cruciales en los palacios de la Alhambra. 

Investigadores de la Universidad de Granada, la École Polytechnique Fédérale de Lausanne (Suiza) y la Universidad de Sevilla han sido los responsables de este descubrimiento, siguiendo una novedosa metodología basada en tres análisis gráficos complementarios entre sí. 

Primero se han revisado imágenes obtenidas entre los siglos XVII y XX; después se han acometido nuevos dibujos con ordenador, hasta ahora inexistentes, sobre los mocárabes, siguiendo los principios teóricos de su agrupación geométrica; y por último, se ha realizado un escaneado tridimensional para conocer con precisión el estado actual a partir de la nube de puntos obtenida. 

La comparación entre dibujos ha permitido comprobar, por primera vez, que los mocárabes de ambos templetes tienen distinta configuración y diferente número de piezas. 

Resistentes a pesar de todo 

Además, se han detectado deformaciones geométricas en el diseño original nazarí, identificando piezas hasta ahora desconocidas, más otras deformaciones debidas a las variadas reparaciones causadas por incendios, explosiones, terremotos, falta de mantenimiento, etc. 

A pesar de ello, los templetes y sus mocárabes han sobrevivido durante siglos, a pesar de su fragilidad constructiva. 

«Por primera vez en este artículo se documentan y se analizan pormenores que hasta ahora eran prácticamente desconocidos en la bibliografía científica», explican los investigadores a Europa Press. 

Fuente: https://www.elconfidencial.com/alma-corazon-vida/2020-04-25/visita-la-alhambra-de-granada_2564684/ 

Related posts

Leave a Comment